23/02/2010. Entrevistas y Declaraciones. Ruedas de Prensa. Riviera Maya, Quintana Roo, México.

Rueda de prensa del Comandante Presidente Hugo Chávez luego de la clausura de la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe, Grupo de Río y la CALC

Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Agradezco que estén ustedes aquí, agradezco mucho al gerente del hotel que nos ha recibido, nos ha atendido, a su señora esposa, saludo a todos los periodistas que han estado cubriendo esta importante cumbre de la unidad, vamos saliendo para Cuba a una reunión con Fidel y antes de ir se nos ocurrió pasar por aquí porque tenemos una lista de no sé cuántas solicitudes a entrevistas, más de 20 me dijo la ministra de Comunicación e Información, bueno dedicarles unos 5 minutos a ustedes me parece justo y en la introducción que se me pide voy a puntualizar desde mi punto de vista lo más importante de esta reunión. Los que ya tenemos varios años en este camino, en esta batalla por la integración, por la unidad de nuestra América, como la llamaba José Martí, podemos sin duda apreciar el valor de las diferencias que podemos apreciar en el mapa de nuestra América de los últimos 20 años para acá y sobre todo de la última década, Lula hoy lo señalaba con mucha precisión en su intervención, América Latina hasta hace muy pocos años, los gobiernos de América Latina pues, parecían algo así como una orquesta o un coro dirigido por un maestro, el maestro de la orquesta era Washington, el gobierno de Estados Unidos, movía la batuta por aquí y por allí sonaban las cosas, movía la batuta por allá y por allá sonaban, bajaba la batuta y por aquí se apagaban, un coro o una orquesta que le cantaba y le tocaba al neoliberalismo, al consenso de Washington y esto sobre todo comenzó a ocurrir con mayor énfasis después de la caída de la Unión Soviética. Venezuela comenzó a comportarse de una manera disonante, podemos decir, en relación con aquella orquesta, desde 1989 comenzaron a soplar en Venezuela fuertemente los vientos del cambio que después se convirtieron en, como llamaba Bolívar, huracán revolucionario y estamos hoy en pleno proceso revolucionario en Venezuela, pero Venezuela comenzó casi solitaria, 1989, caía el Muro de Berlín, caía la Unión Soviética y se levantaba la revolución en Venezuela y después de 10 años de batalla en Venezuela, en 1999, la revolución se hizo gobierno, llegamos al gobierno y en aquellos años éramos solitarios a nivel de gobiernos, sólo Cuba y Venezuela teníamos una fuerte cercanía, 1999, 2000, 2001, 2002, golpe de Estado contra Venezuela, Estados Unidos y bueno, América Latina a nivel de gobiernos casi que se quedó callada, pero luego comenzaron a brotar con fuerza nuevos movimientos y a surgir nuevos gobiernos, nuevos líderes, que como dice Cristina Fernández, se parecen a sus pueblos y así fue apareciendo Lula, Kirchner, Tabaré, Correa, Evo, Lugo, Daniel Ortega y por allí y hoy en esta convocatoria que nos hizo el presidente Calderón hemos visto que ya no somos aquel coro subordinado, arrodillado al mandato de Washington, no, estábamos recordando ahora con Raúl, despidiéndonos con un café que me invitó, Raúl Castro, presidente cubano, cómo en 1994, cuando yo fui por primera vez a Cuba recién salido de la prisión y conocí a Fidel, era diciembre del 94 al mismo tiempo estaba en Miami ocurriendo la llamada Cumbre de las Américas, estaban todos o casi todos los presidentes, primeros ministros del continente, en Miami reunidos con Bill Clinton, Presidente entonces de Estados Unidos y recuerdo que Clinton dijo, ahora sí es verdad que se va a cumplir el sueño de Bolívar, utilizando el nombre de Bolívar para apuñalear el proyecto de Bolívar, proyecto de unidad e independencia de nuestra América, proyecto de liberación de todo tipo de coloniaje, bueno han pasado 16 años desde aquella Cumbre de las Américas y hoy el ALCA, aquel proyecto, ya no existe, lo enterramos y fue en Mar del Plata en 2005, allá quedó el ALCA, y algo impensable hace apenas una década, ahora está ocurriendo desde Salvador de Bahía y ahora aquí en Cancún, en México, una reunión, una cumbre de la unidad, un documento, un compromiso, la creación de un organismo llámese comunidad u organización, unidad de estados, de repúblicas de América Latina y el Caribe, no está ahí Estados Unidos, no está Canadá, esto sí podemos decir ahora, ahora sí podemos decir aquí desde tierra latinoamericana, desde México, este México profundo, heroico podemos decir, ha renacido el sueño y el proyecto de Bolívar que quedó pendiente, por cierto, desde México, desde Tacubaya en 1928 donde aquí murió el Congreso de Panamá, que allá comenzó en Panamá y terminó aquí, fracasó, la intención de Simón Bolívar y aquellos líderes de unificar las repúblicas que nacían, Simón Bolívar lo dijo con mucha claridad, una frase como premonitoria, si nos llamamos en nuestra América, dijo, al orden y a la razón, un nuevo coloniaje legaremos a la posteridad y eso fue lo que ocurrió, no hubo un nuevo orden, no hubo una razón, una visión geopolítica, política de grandes dimensiones que unificara las repúblicas antes españolas y luego antes brasileñas, como Brasil, el Caribe, así que esto es, desde mi punto de vista, memorable como les decía ya señores periodistas, los que venimos observando el cambio de los tiempos, de la dinámica geopolítica, podemos apreciar el valor de las diferencias en marcha y desde el punto de vista de Venezuela es necesario decirlo que para nosotros constituye un gran compromiso, un gran reto y un gran honor que esta cumbre haya confirmado y ratificado por unanimidad darnos, darle a Venezuela a nuestro gobierno, eso, la gran tarea de comenzar a organizar desde hoy mismo, y desde hoy mismo comenzamos ya a organizar la cumbre de julio 2011, cuando celebraremos en Venezuela los 200 años de la Declaración de nuestra Independencia y de la aprobación de la primera Constitución que se hizo en este continente, de América Latina y el Caribe, la Constitución venezolana de 1811 y el nacimiento de la Primera República venezolana, eso para nosotros es un reto, un gran compromiso, un gran honor y desde hoy nos declaramos en batalla de trabajo, de coordinaciones para que sea un éxito como lo ha sido ésta, la Cumbre de Caracas, del próximo año donde, como hoy lo decía el presidente cubano Raúl Castro aspiramos que dentro de un año, después de un intenso trabajo en Caracas se pueda aprobar el documento base con los principios básicos, los fundamentos de la organización, la comunidad o la unidad de estados o de repúblicas, como la llamemos, que ha comenzado a nacer en el continente y que va a conformar el mundo de este siglo, el mundo de este siglo no va a ser el mundo dominado por el imperio norteamericano ni el mundo aquel bipolar del siglo XX, no, no, esto será un mundo pluripolar, en este continente bueno somos dos América, la del Norte y la del Sur, la América del Oeste, dijo alguien y la del Este, nosotros somos el mundo nuevo, la América Latina y el Caribe y nosotros estamos llamados a conformar un polo de fuerzas, un cuerpo político, creo que comenzamos a ver en concreción sobre el mapa los resultados del esfuerzo de mucho tiempo. Bueno, eso creo que es lo más importante que yo quería puntualizar en esta intervención y decirle al mundo y a todos los países, los pueblos y los gobiernos de América Latina, el Caribe y del mundo también que nosotros, que Venezuela trabajará sin descanso para el éxito de la Cumbre de Caracas de Julio de 2011 de la organización de Estados de América Latina y el Caribe o el nombre que le demos por consenso los gobiernos de nuestro continente, agradezco su atención y vamos a responder dos o tres preguntas.

Presentadora Edgar Muñoz, de Univisión.

Presidente Chávez Un micrófono por favor. ¿Hay un coordinador por aquí, una coordinadora, más bien?, por favor, para llamarnos al orden y a la razón.

Moderadora Edgar Muñoz.

Periodista de Univisión, Edgar Muñoz Presidente usted...

Presidente Chávez ¿Cómo es tú nombre, perdón?

Periodista Edgar Muñoz, de Univisión.

Presidente Chávez Edgard Muñoz ¿de?

Periodista de Univisión, Edgar Muñoz Univisión.

Presidente Chávez Univisión, correcto.

Periodista de Univisión, Edgar Muñoz Señor Presidente usted mandó al carajo al mandatario Uribe y después se lo retó, me gustaría conocer con sus palabras qué fue lo que pasó allá adentro y ¿cómo Venezuela consideraría superada esta diferencia que al parecer es muy profunda?

Presidente Chávez Bien, en primer lugar debo decir que somos nosotros los que más lamentamos el incidente que ocurrió en una mesa donde reinó durante varias horas un profundo sentimiento de hermandad, de fraternidad, de humildad, de unidad, porque el almuerzo al que nos invitaron en privado se llevó un tema, el tema de Haití y así lo habíamos convenido en la agenda de trabajo, desde que nos sentamos a la mesa comenzamos pues, dirigidos por el presidente Calderón, a oír primero al Presidente de Haití, él hizo una exposición, luego vinieron los comentarios, el análisis, las opiniones de todos, o casi todos los que estábamos ahí, fue una ocasión muy humana, o diría extraordinariamente humana, hasta lágrimas hubo allí en algún momento de esa reunión, recuerdo que algunos compañeros, sobre todo del Caribe, junto con el presidente Preval insistían mucho, bueno interpretando el sentimiento del Presidente de Haití, nuestro amigo René Preval, algunos de ellos intervino y dijo mire, mañana llega Preval o esta noche a Puerto Príncipe, qué le va a decir él a su pueblo cuando le pregunten, bueno qué logro de apoyo y Preval dijo, bueno tengo millón y medio, millón doscientos mil de personas durmiendo en las calles, niños, mujeres, entiéndanme y eso yo lo he visto, he oído a Preval decirlo en distintas reuniones pues, así que en algún momento incluso yo tomé la palabra, hice algunas apreciaciones e interpretando la angustia que estaba allí en nuestros corazones, se me ocurrió proponer dos cosas, primero que hiciéramos allí unos aportes inmediatos, los países que pudiéramos hacerlo por cuanto aquel hombre, aquel Presidente no tiene un centavo para su presupuesto, ustedes entienden, los gastos de la casa pues, los gastos de la casa, del gobierno, además él dijo con muchos detalles, que a Haití han llegado no se sabe cuántos grupos de apoyo, ONG, pero nadie coordina con el gobierno o casi nadie, no reconocen a su gobierno [risas] el gobierno de Haití es un gobierno legítimo, es una república soberana y libre y entonces ahora se lo repartieron en no sé cuántas ONG y otros gobiernos que llegan izando la bandera, Estados Unidos fue el primero que empezó con una actitud extraña que nosotros desde Caracas denunciamos, también Daniel Ortega y otros presidentes como Evo Morales, incluso utilizamos una frase bien, podemos decir, gráfica, profundamente gráfica, están invadiendo Haití porque es lo que parecía, es lo que pareció, miles de marines desembarcando, hasta un hospital tenían allá los gringos con miles de camas, pero la información que teníamos en esos primeros días donde había que actuar con mucha rapidez porque ustedes saben que un terremoto, miles y miles de muertos, muchos sobrevivientes fracturados, por un dedo fracturado que no se atienda a tiempo puede haber una muerte, una gangrena y la muerte, bueno ese hospital estuvo ahí anclado frente Haití sin pacientes, andaban los gringos buscando coordinaciones con los médicos cubanos, que sí están metidos con algunos venezolanos y de otras nacionalidades, metidos allí entre los escombros sacando con los grupos de rescate, rescatando cadáveres, sobrevivientes, curando gente, niños, mujeres, ancianos, todo, no tenían pacientes porque ellos no se meten allá, allá en medio del dolor de la gente y además soldados con, marines pues, con ametralladoras como invadiendo Haití, sin reconocer la soberanía, sin coordinar, tomaron hasta el palacio de gobierno, destruido o semidestruido pero también lo tomaron lo cual es muy grave porque ese es el símbolo del gobierno legítimo. Ante esta situación y las expresiones del Presidente, que en algún momento incluso llegó a llorar y lo dijo, llora el hombre, los presidentes quizás no debemos llorar pero, claro que también podemos llorar, pero llora el hombre, eh, entonces propusimos y Venezuela, a mi me dio pena decirlo porque, bueno, yo dije miren Venezuela es tan pobre como nosotros todos aquí, pero bueno nosotros podemos disponer, le pregunté al canciller ¿cuánto nos queda? en un fondo que tenemos de apoyo para el Caribe, la semana pasada nosotros dimos 20 millones de dólares para trabajar junto con Cuba en la instalación de cerca de 20 hospitales de campaña, medicamentos, agua, hemos enviado, como muchos países lo que hemos podido y aprobamos en Unasur hace diez días atrás, ocho días atrás, dirigidos por Correa, un fondo de 100 millones de dólares, a Venezuela le corresponde cerca de 1/5 de ese fondo y estamos depositando esta semana un 40% como quedamos esta mañana con Unasur, pero en el ALBA, la Alianza Bolivariana que convocamos a Caracas, ya hace como dos semanas, quizás un poco más, tres semanas, acordamos también un fondo de otros cien millones de dólares y ya Venezuela hizo un primer aporte; los fondos de Petrocaribe, el presidente Preval en algún momento incluso dijo, yo no sé si Chávez, me irá a meter preso, dijo, pero yo gasté lo de Petrocaribe, nosotros hemos condonado una deuda de 300 y tantos millones de dólares que Haití tenía con nosotros por Petrocaribe, ustedes saben, Petrocaribe es una organización que nació en Venezuela y donde están afiliados más de 14 países, 14 ó 15 países, hoy conversamos con el Presidente de Panamá y le dije, está a la orden Petrocaribe Presidente, Venezuela comparte su petróleo con el Caribe, con Suramérica, con Estados Unidos también, con China también, con Europa también, tenemos la primera reserva mundial de petróleo y la cuarta reserva mundial de gas, ahora con el Caribe y los países más pobres nosotros tenemos un mecanismo especial, enviamos el crudo o los derivados y nos pagan una parte y la otra a largo plazo, con tasas de interés de uno por ciento, pero ellos van acumulando ahí un dinero que luego lo invierten, bueno Preval dice que si no hubiera sido por el fondo de Petrocaribe que él tenía acumulado ahí no hubiese podido hacer nada, que él lo gastó como parte de compromisos del gobierno para atender al pueblo hasta donde ha podido, entonces nosotros dijimos, bueno, además de todo eso Venezuela ofreció 5 millones de dólares que nos quedan en el fondo del Caribe y luego dijo Trinidad y Tobago, el primer ministro que él ofrecía 5 más y así fueron surgiendo de un millón por aquí, reunimos más de 30 millones allí en media hora, algunos llamaron allá a sus ministros para preguntarles y, eh, hasta Daniel Ortega generosamente, que depende mucho de auxilios financieros, él dijo, bueno Nicaragua no tiene reservas ahí, pero de lo que nos va a llegar de auxilio, una partecita yo la mando para Haití y el otro tema fue el de las carpas, dijo Preval que hacían falta como carpas y refugios para millón y medio de personas, entonces a mi se me ocurrió decir bueno, hemos mandado todas las carpas que hemos podido, Lula dijo yo mandé por Brasil a buscar carpas y no hay más, en Argentina no hay más, se mandaron todas, entonces dije yo, yo que soy soldado sé que cada soldado tiene en su equipo de campaña una media carpa, vamos por ella pues, mientras tanto, porque empezó a llover, yo muchas noches las pasé en una media carpa de soldado, que uno la arma con cinco cuñas aquí y bueno, es una forma de pasar un tiempo mientras se levantan refugios, viviendas, eso tarda tiempo, ustedes saben, eso no es soplar y hacer botellas y no son cien personas o 500 personas, más de un millón de seres humanos, hay que verle la cara a esa tragedia y aprovecho para invitar al mundo y ustedes señores periodistas y medios de comunicación vamos a mostrarle la cara de la verdad, dolorosa verdad de todos los días de ese pueblo hermano, pueblo de Haití, bueno así que esa reunión fue signada por ese espíritu, por esos sentimientos, también nosotros propusimos obtener créditos de la CAF y del BID para algunos de nuestros países pero créditos que irían a Haití pero que nosotros cancelaríamos pues y llamamos a los presidentes del BID, conversamos con él, lo oímos, yo conversé por separado un rato con el Presidente del BID, también el Presidente de la Corporación Andina de Fomento, Enrique García y ya se comenzó a trabajar en todas esas direcciones y Preval se fue para Haití con algo, con algo de munición para gestionar de alguna manera su gobierno, lamentablemente al final ya del almuerzo, cuando casi nos estábamos, el postre estaba ya consumido y estábamos con un café ya para ir a la plenaria el Presidente de Colombia pide la palabra y de manera muy extraña, totalmente fuera de orden y de lugar hace una exposición, una exposición, incluso debo decir lo siguiente, ya se corría por los pasillos el rumor, había llegado a oídos de algunos jefes de Estado, a mi algunos se me acercaron, mira Chávez, parece que Uribe trae una ponencia en este tono, en esta dirección, dije, bueno si la hace yo tendré que responderle, eh, aunque esta cumbre no se convocó para eso, pero bueno ya veremos, debo decir que el Presidente dominicano de manera, él directamente habló conmigo ayer por la mañana y me dijo, Chávez, Uribe no ha llegado pero me enteré de esto y yo quiero ayudar, Leonel es un gran amigo que ha estado siempre ahí, cooperando, yo recuerdo que el día del golpe de Estado contra nosotros a mi me llamaron dos presidentes, bueno Leonel era ex presidente pero llamó desde Santo Domingo y me dijo: Hugo qué puedo hacer, estaba el golpe en pleno desarrollo, si quieres agarro un avión y me voy para Caracas, le dije, no, no tiene sentido Leonel a esta altura, ya era como las 5, 6 de la tarde, el otro fue Fidel Castro que llamó ese día del golpe y Leonel después ha ayudado mucho sobre todo porque él es muy amigo de distintas organizaciones en Estados Unidos como la Fundación Carter, él es muy amigo de Jimmy Carter, hemos sido amigos también, entonces Leonel ayer se acercó y me dijo Chávez, parece que el Presidente de Colombia, él es también amigo de Uribe pues, nosotros somos un club de amigos, de socios, de aliados y ya, mira, yo tengo once años de Presidente, Uribe tiene 7, va para 8, Leonel, cuando yo era candidato Leonel ya era Presidente o sea que es más antiguo que yo Leonel, fue uno de los pocos presidentes, él me recibió siendo yo candidato presidencial, el único y Fidel que me recibieron siendo yo candidato, así que es un viejo amigo dominicano, bueno fue alumno de Juan Bosch, ese gran revolucionario a quien él me permitió conocer ya anciano don Juan, un poco antes de morir, Leonel me coordinó una reunión con don Juan Bosch ¿ves? Entonces él me dice: “Chávez tú me permites que yo hable con Uribe y le diga que retire esas ponencias, si es cierto que la trae, y que tú estás dispuesto a conversar...” Y yo le dije, sí, yo no tengo ningún problema Leonel, habla con él. Y me consta que hablo Leonel, y no sólo sino que ahí en el almuerzo hay un momento en el cual Uribe pide la palabra y Leonel viene y se acerca a mi silla, y allí yo lo atiendo ahí, y me dice: “¿Tú me autorizas para que en este momento yo le pida que retire el derecho de palabra, o que no hable de eso, que tú me dijiste esta mañana...?” Le dije, sí, dile, yo no tengo problemas, pero si él habla tengo que responderle. Leonel fue, dio la vuelta y habló con Uribe, y es más, pidió la palabra, y delante de todos dijo: “Yo le ruego al presidente Uribe en base a lo que el presidente Chávez me ha dicho esta mañana y ahora mismo hace un minuto, ahí en su silla, que retire su intervención, o las menciones a Venezuela en su intervención, porque el Presidente Chávez está dispuesto a conversar, y me lo ha dicho Presidente Uribe, le ruego a nombre de todos y de la unidad... Sin embargo el presidente de Colombia no oyó aquella solicitud en aquel tono tranquilo, tranquilo, ya con el café de despedida pues para levantarnos e irnos a continuar con la plenaria, y comienza su intervención, todos le oímos en calma, nadie le interrumpió, hizo una serie de señalamientos con muy poca sustentación diciendo que... lo que ya no es la primera vez, porque en una Cumbre Nicolás por allá en Suramérica el vicepresidente de Colombia también lo dijo, y terminamos con él fue riéndonos.

El vicepresidente Santos en una intervención, ¿en qué reunión fue esa hace pocos meses? En Uruguay ¿fue? En Uruguay él dijo: “Bueno, que yo quiero comentar aquí que Venezuela nos tiene bloqueado...” Yo me reí mucho, cómo, repítamelo, bloqueado, después incluso me le acerqué y empezamos a bromear, cómo bloqueados.

Bueno, Uribe vino a acusarnos de que Venezuela le tiene un bloqueo, incluso comparando el bloqueo con el que Estados Unidos le tiene a Cuba hace 40 años, y otras consideraciones que no voy a repetir yo acá, oímos, yo tomé nota de algunas cosas, por aquí tengo algunos papelitos, y bueno, terminó Uribe de hablar y yo tenía al frente a Calderón, y todo el mundo me mira a mí, por supuesto yo estaba obligado a responder, cómo yo no voy a responder, pero ya yo lo primero que comencé, recuerdo que con voz muy baja, apreté el botón y dije: estoy obligado por las circunstancias a responderle. Pero qué lamentable que en una reunión como ésta, con el espíritu que ha reinado de afecto, de abrazo, venga a plantearse este tema, pero estoy obligado, y entonces comencé a responder con argumentos, con argumentación. Por ejemplo, comparé, recuerdo que comparé, estaba Raúl Castro a mi izquierda allá, siempre está mi izquierda, y estará siempre a mi izquierda, más allá de... ¿Quién estaba a mi lado izquierdo ahí? Estaba Lugo, a mi derecha estaba Bachelet en la mesa, Michelle. Y Fidel, Fidel, Raúl estaba más allá, y yo recuerdo que en algún momento, qué lástima que eso no se transmitió porque han salido no sé cuántas versiones, cada quien le agrega una cosa, le ponen piquetes, etc., y han querido darle a eso como la mayor relevancia de este encuentro, y cuando no lo tiene, para mí ese fue un hecho altamente lamentable, doloroso, pero que no mancha para nada ni opaca el triunfo de esta Cumbre, y los documentos que se aprobaron por unanimidad, y para nosotros el compromiso de Caracas, 2011, y crear la Organización y la Unidad de Estados de América Latina y el Caribe, yo tengo la fe y la certeza de que nada, nada, nada impedirá que sigamos caminando en esa dirección porque es una necesidad histórica para México, para Venezuela, para Colombia, para Argentina, para Haití, para todos, una necesidad para tus hijos, para los míos, para nuestros nietos, ya basta de tanto coloniaje, tanta miseria, y que vengan a imponernos las cosas, hasta cuándo, 500 años de coloniaje del viejo y del nuevo.

Es la hora de la libertad señores, señoras es la hora de la independencia verdadera que nunca la hemos logrado, nunca, ¿y saben una cosa? Sólo unidos de verdad seremos libres, sólo unidos seremos libres, por eso hay que jugar y fuerte por la unidad.

Y hago un llamado a todo aquel que se sienta de verdad latinoamericano independientemente de sus posiciones ideológicas, esto no es un problema de ideología, no es un problema de ideología, Simón Bolívar era un radical revolucionario, y sin embargo le escribía a Iturbide que terminó siendo aquí un emperador.

¿En qué año fue Iturbide se coronó emperador aquí? Ahí están los mexicanos, ¿1822, 23? ¿No? Historia, es historia, tú eres mexicano ¿no?

Bueno, Bolívar mandó para acá de emisario personal, con plenos poderes, era un plenipotenciario, a un mexicano que habiendo sido perseguido aquí se fue a Venezuela a luchar por la independencia nuestra, y se unió a Bolívar, no recuerdo ahora mismo su nombre, y era un señor muy ilustrado, pues Bolívar lo envía de plenipotenciario ante Iturbide. Pero resulta que llegando este caballero mexicano aquí con la carta de Bolívar y los poderes del presidente de la Gran Colombia, para hacer un pacto de unidad con México, Bolívar estaba claro hacia dónde había que ir. Entonces viene el suceso en que Iturbide se declara emperador. El mexicano aquel revolucionario bolivariano rompe las negociaciones con Iturbide, al poco tiempo cae Iturbide y se reinician y se firmó aquí en México el Tratado de Liga, Unión Perpetua entre la Gran Colombia de Bolívar, y el México que nacía, ese era el pacto americano, el pacto de fundación. Mira, si eso se hubiera logrado yo te aseguro que Estados Unidos no le hubiera robado a México la mitad de su territorio, ni los ingleses hubieran arremetido contra Argentina y Las Malvinas, ni Estados Unidos hubiera invadido a Guatemala, como le dio la gana, porque había un presidente que quería hacer una reforma agraria, porque ni siquiera era un planteo revolucionario el que tenía el presidente Jacobo Arbens.

Estados Unidos hizo lo que le dio la gana durante más de 100 años precisamente valiéndose de nuestra división y de nuestra debilidad por tanto elemental, y es vital al mismo tiempo.

Entonces eso es lo más importante de esta reunión.

Bueno, luego yo le respondí al presidente Uribe con argumentos, con mucho argumento, argumentación, y le recordé comparando no el bloqueo como él pretendió compararlo, bloque de Estados Unidos a Cuba es equivalente a lo que él llama bloqueo de Venezuela contra Colombia, [risa] vaya, eso es como para reírse, es un chiste pues ¿ves? Eso no lo cree ni un niño de quinto grado, cuarto grado, sexto grado, pero él lo plantea, y nos acusa a nosotros de agresores, que es una agresión contra Colombia, y yo respondí, nosotros somos los agredidos desde el gobierno de Colombia hace bastante tiempo.

Bueno, nada más que ayer saliendo del almuerzo nos da la razón el ministro de Defensa de Colombia. Saliendo nosotros del altercado ese lamentable, lamentable, lamentable, doloroso, doloroso, penoso incluso, penoso, pero bueno, qué haces tú si te manotean la cara, qué haces tú si te escupen la cara, tú no puedes quedarte... escúpeme otra vez o... Eso es muy lamentable pues, sobre todo a ese nivel vale ¿ves?

No, no, por favor déjame responderte. No, no, perdón, con argumentos.

Yo por ejemplo le dije a Uribe, hablándole a él directamente, mira Uribe tal cosa, mire, porque estamos separados por una mesa de metro y tanto de ancha y larga, mesa larga, no estábamos cerca, yo le digo, cuando nosotros llegamos al gobierno en Venezuela, el intercambio comercial entre Cuba y Venezuela era de ni siquiera cien millones de dólares, era casi cero, lo hemos llevado a punta de voluntad política, de confianza, de transparencia, de cooperación entre nuestros gobiernos, nuestros empresarios, ministros, etc., ya llegamos a tres mil y tantos millones de dólares, vamos para cuatro mil este año de intercambio entre Cuba y Venezuela.

Con Colombia, cuando éste que está aquí llegó a Presidente, el intercambio no llegaba a mil millones de dólares, a pesar de que somos dos economías grandes, Colombia tiene casi 40 millones de habitantes, nosotros casi 30, y economías muy complementarias. Entonces decidimos y comenzamos a trabajar entonces con Pastrana, con Andrés Pastrana, después con Uribe. Yo no veo diferencia cuando se trata de las relaciones entre los estados, no podemos verla, yo soy grande amigo del ex presidente Martín Torrijos, amigo, amigo desde jóvenes, bueno, él es mucho más joven que yo, pero yo conocí a Martín cuando su padre todavía vivía, y después lo conocí ya muerto su padre, asesinado, era Noriega presidente, Noriega, el Toro Valladares después, él era el líder de la juventud torrijista, y aquí ¿qué? Mi corazoncito hubiese querido que siguiera el torrijismo gobernando a Panamá, entre otras cosas yo me siento torrijista, soy seguidor de mi general Omar Torrijos Herrera, uno de los grandes soldados de esta tierra, como soy villista, seguidor de mi general Pancho Villa, me hubiera gustado ser soldado de su caballería, el único que invadió a Estados Unidos, Pancho Villa, el único que invadió a Estados Unidos, gritando ¡viva México! Con una gran dignidad que resplandece todavía por toda esta tierra.

Entonces, no, llegó Uribe a gobernar y seguimos, yo fui a la toma de posesión, y después fui a la nueva toma de posesión, y de inmediato lo invité a Caracas y hemos hecho no sé cuántas reuniones, ahí están todas archivadas, en Bogotá, en Caracas, en la frontera, hemos firmado convenio, y llevamos la relación a casi siete mil millones de dólares, pero eso fue sustituyendo importaciones del Norte, Estados Unidos, de Brasil y de otros países grandes, sobre todo las importaciones más gruesas pues: alimentos, calzado, textiles, vehículos, parte de vehículos; invertimos en Colombia, hicimos un gasoducto para comprarles un gas que tiene Colombia en el Caribe, un gasoducto en el que Venezuela invirtió más de 300 millones de dólares, todos venezolanos, para llevarnos el gas de Colombia, ellos no tenían a quién venderle ese gas; interconexiones eléctricas, puentes, venta de combustible a cooperativas colombianas. En fin, innumerables convenios y acuerdos de cooperación. Compramos una empresa que se llama Monómeros Colombianos, en el Caribe, en Cartagena, tenía problemas, y un día me dijo Uribe, mira Chávez, están vendiendo esa empresa, y le bueno, Venezuela pudiera invertir algo, y terminamos comprándola, invirtiendo recursos para repontenciarla, mandamos materia prima; suministramos materia prima de petroquímica, de hierro, de acero, de aluminio, etc., una relación a pesar de las diferencias ideológicas, porque es que ese no es el problema. Ahora lo que está ocurriendo es que nosotros dada la problemática de las agresiones permanentes contra nosotros, y empecé a numerar una, algunas de ellas, la última, la instalación de siete bases militares yanquis, en territorio colombiano.

Nosotros hemos decidido volver a la situación anterior y el comercio comenzó a bajar.

Yo compraba cuando niño en las bodegas de mi pueblo, yo soy campesino, tú sabes, de los llanos de Venezuela, y entonces todos los días uno andaba comprando un poquito de arroz, un poquito de unos plátanos, el chimó de mi abuela. Uno iba a comprar donde el bodeguero ofrecía no sólo mejores precios a veces, sino mejor trato, confianza. Tú vas a comprar un kilo de queso, tú vas a la bodega, al supermercado donde te atienden bien, te haces amigo de la que atiende, el que atiende, el dueño, tú te sienes a gusto ahí, igual pasa en estos casos.

Así que el comercio entre Venezuela y Colombia sólo comenzó a declinar, producto de todos estos problemas, eso es lo que realmente está pasando.

Bueno, en esa dinámica no é por qué razón el presidente Uribe no permite que yo siga argumentando mi respuesta obligada por él mismo, se exalta mucho, se pone de pie, señala, y yo igual, no soy la roca que golpea la ola, soy de carne y hueso [risa], igual, nos dijimos lo que había que decir, luego aceptamos ambos reunirnos con el Grupo de Amigos, se constituyó el Grupo de Amigos, me oyeron a mí por una media hora, a él por un poquito más de tiempo, Cristina, Lula, Calderón, Leonel, Michelle, Golding, de Jamaica, y al final acordamos constituir un grupo de amigos, hicieron propuestas, y quedó un grupo de amigos conformado, y yo me voy a Caracas contento de haber venido a México, feliz de los resultados de esta cumbre.

Y si ese altercado, digamos, aquí a lo mejor pudiera haber algún psicólogo, que sirvió de catarsis no es que llaman, catarsis: Shiii. Bueno, bienvenido pues, aún cuando lamentable (no, por favor, hay otras dos preguntas) pero si sirvió de catarsis al presidente Uribe, bienvenido, yo estoy dispuesto... Por favor compañero, por favor, ya está como Uribe que no deja terminar a uno, espérate [risa]. Oye mira todo lo que te he respondido. Si es que eso sirvió como catarsis al presidente Uribe, pudiera estar sometido él a muchas presiones en estos días. Bueno, bienvenido pues, y si él está dispuesto a que nos sentemos como nos hemos sentado un millón de veces a discutir distintos temas, muchos temas, y a llegar a acuerdos en muchas ocasiones (en otras ocasiones no hemos llegado a acuerdos) yo estoy dispuesto además, creo que para los dos es una obligación, una obligación como jefe de gobierno, como jefes de Estado de dos Naciones, o mejor dicho de una sola Nación, porque Bolívar hablaba, tú sabes, de la Nación de Repúblicas, somos dos Repúblicas pero una sola Nación, un solo pueblo.

Te voy a dar el beneficio de que repreguntes una vez pues, por favor. A ver. Ves, qué voy a saber yo qué va a pasar [risa].

¿No hay un café por ahí? A ver. Dime, dime, dime, ahí tienes micrófono, que te oigan todos viejo.

Periodista Señor Presidente qué esfuerzos va a hacer usted para recomponer las relaciones (ahora sí le escucho) porque en una discusión siempre hay dos personas, y por lo que hemos escuchado por parte del presidente Álvaro Uribe, es que lo lamenta igual que usted, y lo que pasó, pasó, pero de aquí en delante qué va a pasar en las relaciones de los dos países, porque para muchos empresarios sí hay un embargo económico de muchas empresas colombianas en Venezuela, cerca de 2 mil millones de dólares se han perdido.

Presidente Chávez Nadie puede sustentar eso que tú estás diciendo, que hay un embargo ¿cuál embargo? ¿Cuál embargo? Nosotros somos libres de comprarle. O sea, si yo tengo una bodega y tú tienes otra y viene Nicolás el canciller nuestro, y me compra a mí, de repente tú le ofreces mejor precio.

Mira, hoy estaba publicando nuestro embajador en Colombia los precios... Mira, comprarle un vehículo en Argentina, el mismo carro en Colombia cuesta el doble a nosotros a Venezuela, y no sólo la carne, aún cuando la argentina es de mejor calidad, no las venden más barata; la leche, y ese problema incluso lo hemos discutido Uribe y yo, yo una vez le dije, mira Uribe lo que está pasando, esas camionetas que llaman 4x4 y carros de esos que son ensamblados en Colombia, no son hechos en Colombia, pero nosotros hemos comprado miles de ellos, pero miles, y yo dije, mira los precios Uribe, compáralo con los precios del mismo carro en Brasilia, en Buenos Aires, el doble ¿ves? Y le dije, habla con los empresarios, y hasta nombramos una comisión para buscar ese tema, cuál es el problema pues, por qué si es más cerca, va a ser más caro, y no un poquitico, mucho más caro.

Recuerden otra cosa, nosotros nos salimos de la CAN hace ya casi 5 años, y estamos ingresando a Mercosur, he ahí una estrategia geoeconómica.

Entonces nadie puede hablar de embargo, ya que tú tomas la palabra de nuevo, es una absurdidad de toda la absurdidad hablar de eso, embargo; si yo no te compro a ti ¿te estoy embargando? No me interesa pues, o no me conviene.

Oye, vas a hacer otra pregunta, vas a hacer tú tres preguntas, imagínate tú, mira cuántos periodistas tenemos aquí por hacer una pregunta. Termino, termino con esto.

Yo presencié una reunión en Santo Domingo muy dura, y ustedes no vieron porque tampoco fue transmitida, obviamente, se preveía, Correa y Uribe, bueno, salieron unas imágenes, una mirada de Correa, y Daniel con Uribe, porque es que Uribe ha tenido problemas con casi todos los que estamos en la vecindad: Nicaragua, Ecuador. ¿Tú recuerdas que bombardearon allá a Ecuador? Te acuerdas ¿no? Bueno. Ahora, a mí me place mucho que Uribe y Correa se reunieron otra vez, y te digo que nosotros hicimos algo para ayudar desde entonces a evitar males mayores, una guerra, porque yo recuerdo a Correa, ese día fue un sábado, estábamos nosotros en Consejo de Ministros y me llaman, mire, que lo llama Correa, yo salgo inmediatamente a atender a Rafael, y entonces Rafael me dice, mira Hugo, me llamó Uribe y me dice que en la frontera, en el Río Putumayo unos guerrilleros atacaron una patrulla militar colombiana, ellos se vieron obligados a responder, y algunos soldados colombianos pasaron el río persiguiendo a éstos porque estaban heridos, no sé qué más, y hay algunos muertos... Eso fue en la mañana temprano, 8 de la mañana, 9 de la mañana, y yo le digo, bueno Rafael vamos a investigar, ¿y qué tú crees? Entonces Rafael me llama incluso y me dice, mira Hugo, ¿tú tienes alguna forma de hacerle llegar a las FARC algún mensaje? En ese entonces yo estaba, por pedido de Uribe, de mediador con las FARC, yo recibí en Miraflores a un jefe guerrillero por pedido de Uribe, eso no hace ni siquiera dos años compadre ¿te acuerdas de eso? Para liberar un grupo de colombianos y norteamericanos en manos de las FARC, yo incluso le dije a Uribe, mira, si tú me das permiso me voy pa’ la selva a buscarlos. Él me dijo, no, hasta allá no quiero que llegues. Bueno, hasta donde tú digas. Yo quería verme con Marulanda, Uribe no lo consideró conveniente, no nos vimos, Marulanda me mandó una carta, yo le mandé una respuesta, teníamos un enlace con ellos sólo para ese caso de liberación de secuestrados, que algunos tienen más de 10 años allá.

Entonces yo le digo a Correa, mira Rafael yo tengo un enlace con las FARC pero eso no es tan rápido, eso dura días seguramente un mensaje por escrito ¿ves? Y sin embargo le dije, de todos modos yo voy a activarme, y así lo hice. Porque Correa le decía a Uribe que es que la guerrilla tenía rodeado a los soldados colombianos en territorio ecuatoriano, y que los iban a matar a los soldados colombianos, y Correa me pedía que yo intercediera y le dijera a la guerrilla que no mataran a esos soldados, que se los entregaran a Ecuador, para Ecuador devolverlos a Colombia, el Presidente pensando cómo solucionar. Después me llamó en la tarde y me dijo, no chico, este hombre me engaño, ahí llegaron los soldados míos, lo que hicieron fue una masacre, dejaron heridos, incluso unas muchachas mexicanas, unos estudiantes mexicanos; se llevaron cadáveres, llevaron hasta fiscales y médicos forenses a territorio ecuatoriano para llevarse cadáveres. Bueno, y después vino lo que vino. Nosotros hicimos algo junto con otros Presidentes y gobiernos para ir bajando, bajando las tensiones, en lo personal hablé con Uribe varias veces, y con Correa.

Me alegro mucho de que hoy creo que se reunieron, y que busquen los caminos para restablecer. Pero sólo se puede restablecer una relación franca y buena con confianza.

Mira, que no terminé de decírtelo, ustedes lo saben, ayer saliendo nosotros del impasse éste, me entero de unas declaraciones del ministro de Defensa de Colombia, un señor Silva, diciendo que Colombia está preocupada por las Milicias Campesinas en Venezuela y que son unas milicias privadas, guardias pretorianas de Chávez y que pueden ser utilizadas para apoyar el narcotráfico, el narcoterrorismo, el ministro de Defensa, eso fue ayer, casi que al mismo tiempo que estaba ocurriendo el almuerzo, bueno, yo le comentaba eso a los demás presidentes en la reunión, miren, miren lo que acaba de salir, ve, esto es casi todos los días, agresiones gratuitas contra nosotros sin una sola prueba, manipulando, bueno el grupo de presidentes le pidió a Uribe que hiciera algo y él aceptó y desmintió, desautorizó a su ministro en un comunicado que ustedes deben conocer, bueno eso fue producto de toda esa ronda de conversaciones, esa es una buena señal, ahora no vamos a estar todos los días con que no, que el ministro tal dijo tal cosa y Uribe desmintiéndolo, qué es eso, un ministro mío, el canciller mío dice ahorita, no que Calderón es esto, es esto, yo lo destituyo, de inmediato lo destituiría porque está haciendo algo en contra de mi opinión y dañando las relaciones con un país con el que yo quiero tener buenas relaciones pues, tú me entiendes, ah no, allá en Colombia no, es válido decir todas esas cosas y sólo viene una reprimenda que a veces ni siquiera es pública, entonces tiene que haber una restitución plena del respeto, la confianza y si es que Uribe necesita venderle a Venezuela mayor cantidad de bienes producidos en Colombia o a veces incluso triangulado, estamos dispuestos a evaluarlo, pero con respeto, no es que me pongas una pistola aquí y me acuses, tú cómprame esto porque sino te voy acusar allá que me estás embargando, no, no, no, con irrespeto no, estamos dispuestos y eso es conveniente para los dos países porque somos economías completamente complementarias, pero hace falta un gobierno en Colombia que respete al gobierno de Venezuela, que reconozca que en Venezuela hay una revolución democrática, legítima, nosotros respetamos a Colombia y queremos volver a trabajar con el gobierno de Colombia como hemos trabajado durante todos estos años, con uno que otro problema sobre todo en los últimos años, en que se ha acentuado la guerra en Colombia y desde Colombia, con apoyo de Estados Unidos se presiona y se desborda el conflicto más allá de las fronteras de Colombia pero ratifico nuestra mejor intención por retornar a la calma y a las relaciones normales, comerciales, políticas, sociales entre dos repúblicas que están habitadas por un mismo pueblo, por una sola nación, muchas gracias.

Moderadora La segunda pregunta para Laura Simons, de Telesur.

Periodista de Telesur, Laura Simons Yo quisiera preguntarle Presidente cuáles cree usted que sean los principales obstáculos para la conformación de este nuevo grupo, de este nuevo organismo de estados latinoamericanos y del Caribe, serán económicos, serán políticos ¿cuál cree usted que basen la actitud de Estados Unidos...?

Presidente Chávez ¿Tú eres mexicana?

Periodista de Telesur, Laura Simons Sí, yo soy mexicana.

Presidente Chávez ¿De qué medio?

Periodista de Telesur, Laura Simons De Telesur.

Presidente Chávez Telesur, Telesur México, qué bueno, ¿cuántos mexicanos ven Telesur?, permíteme una pregunta si te puedo preguntar.

Periodista de Telesur, Laura Simons Todavía no entramos a los sistemas de cable Presidente, sólo en Michoacán y en Coahuila.

Presidente Chávez Tienes que acercarte, perdóname, más el micrófono.

Periodista de Telesur, Laura Simons Sólo en Michoacán y en Coahuila, por sistema de cables estatales Presidente, no hemos podido entrar.

Presidente Chávez Bueno, vamos a tratar de que los mexicanos puedan ver Telesur, miren Telesur es de lo mejor, con todo el respeto a CNN y Al Jazeera que está por ahí, no tenemos nada que envidarle en Telesur a Al Jazeera ni a CNN ni a cómo se llama, aquellos que quieren mucho a nuestro amigo Sean Pen, Fox News [risas] Fox News, no, nada que envidiarle. Mira, Cristina me dice que ella se duerme viendo Telesur.

Periodista de Telesur, Laura Simons Bueno Presidente, ahora que menciona a la Presidenta de Argentina también quisiera preguntarle si se están pensando acciones inmediatas, aquí se escuchó el respaldo unánime a la soberanía de Argentina sobre las Islas Malvinas, si se tiene pensado otras acciones de respaldo, otras acciones, no sé, subregionales, en otros organismos de apoyo a Argentina.

Presidente Chávez Mira lo de Telesur es muy importante, nosotros incluso ofrecemos el satélite Simón Bolívar para que el pueblo mexicano, si no tiene otra alternativa, si no hay otra pueda ver Telesur, hace poco me reunía con nuestro ministro de Ciencia y Tecnología porque el satélite Simón Bolívar abarca hasta territorio mexicano ¿verdad Blanca?

Ministra del Poder Popular para la Comunicación y la Información, Blanca Eekhout Sí.

Presidente Chávez ¿Sí, pero todo México? México es muy grande, pero al menos una parte del territorio, habría que revisar el área que cubre el Satélite Simón Bolívar que es nuestro primer satélite, nosotros con el gobierno, por supuesto, con autorización del gobierno del presidente Calderón podemos trabajar juntos, hay que evaluar y apoyar, bueno, el más grande obstáculo, así lo creo, para el camino a la unidad es el imperio yanqui, por ahí salió Shannon, el embajador de Estados Unidos en Brasil, que parece que a pesar de que es sólo embajador en Brasil sigue siendo un vocero del gobierno de Estados Unidos y entonces opina de distintos temas más allá de las relaciones con Brasil, dice Shannon y algún otro señor por allá, algún otro mister, que bueno, que Estados Unidos no ve problemas en la unión nuestra, yo no sé si eso será cierto, pero lo que sí, estoy seguro porque la historia, la ciencia histórica lo demuestra, la ciencia matemática, la ciencia filosófica, la ciencia social, la ciencia económica, la ciencia geográfica lo demuestra, desde que Simón Bolívar, yo diría que incluso antes, tú sabes que hay un venezolano de talla también universal que se llamó Francisco de Miranda, Miranda fue, es una historia maravillosa, oye Fidel está esperando allá, de aquí a Cuba ¿cuánto es? 5 minutos, ah, es rápido, mira, Miranda fue comandante de tropas en Estados Unidos, en la Revolución de Independencia que comandó George Washington y fue amigo de Washington, de Lafayette, de Madison, después fue coronel ruso en la Corte de Catalina la Grande, amigo de Catalina de Potenggin y después apareció de Mariscal de Francia en la Revolución Francesa, Napoleón Bonaparte dijo de él, este venezolano es un Quijote sin locura, frase de Napoleón Bonaparte y después de toda es larga vida de guerras y de luchas Miranda, ya con 60 años a cuestas, que en ese tiempo era mucho, la esperanza de vida no llegaba a 40 en esos años, finales del siglo XVIII, Miranda se viene a Estados Unidos, se cansó de esperar apoyo en Londres de sus amigos de Londres, Pete, primer ministro, y se viene a Washington, habla con el presidente Madison, viejo amigo, el secretario de Estado pidiéndole apoyo para ir a libertar a Venezuela, no sólo no lo apoyaron sino que le pasaron la información a los españoles y Miranda finalmente termina yéndose a Haití en 1804, República libre y allá consigue apoyo de los haitianos y consigue barcos y consigue hombres y armas, el 12 de marzo de 1804 Miranda iza por primera vez la bandera venezolana, amarillo, azul y rojo en el puerto de Yagmel, sobre un barco llamado Leander y de allí se fue, desembarcó en Venezuela, lo derrotaron, vuelve atrás, se va a Londres y en 1810 llega a buscarlo un joven coronel, le toca la puerta de su casa en Londres y le dice: vengo a buscarlo general Miranda, ¿y quién es usted joven? le dice, el coronel Simón Bolívar para libertar a Venezuela y volvió a Venezuela y dirigió la I República, lo ponen preso el año 1812 y muere preso en España, sus restos no aparecieron, aún no han aparecido, bueno Miranda fue el que concibió la idea de Colombia, la unidad suramericana era el proyecto de la Gran Colombia mirandina y luego viene Bolívar, ahora desde entonces, fíjate, a pesar de que Miranda había sido grande amigo de Washington, de Madison, el Presidente de Estados Unidos le manda la información al imperio español de que Miranda va sobre Venezuela y lo estaban esperando, le hundieron unos barcos, capturaron buena parte de su tripulación, los ahorcaron, él salvó la vida milagrosamente, ahora cuando Bolívar logra, varios años después, después desde comenzar la guerra, 1811, 12, 13, 14, 15, 16, 17, 18, 19, 20, 21 termina Bolívar de derrotar al imperio español en Venezuela, la Batalla de Carabobo y el 19 habían libertado Bogotá y Nueva Granada, el mismo Bolívar y el 22 liberan Quito y el 24 liberan Lima y el 25 crean a Bolivia y en todos esos años Bolívar comienza a conformar o a perfilar la unidad y convoca al Congreso de Panamá, bueno, quiénes comenzaron a sabotear a Bolívar, el imperio, bueno no era imperio todavía pero ya amenazaba con imperio y desde entonces eran aquellos años en los que James Monroe, Presidente estadounidense decía América para los americanos, de ahí el monroísmo y de allí derivó el panamericanismo, la OEA no es sino la herencia de Monroe, no de Bolívar, aquí estamos todavía luchando, Monroe, los monroístas y Bolívar y los bolivaristas o bolivarianos como decimos nosotros, eh, entonces vamos a tener, sin duda, fuerte adversario para lograr la unidad al imperio norteamericano y a su gran capacidad de acción abierta y encubierta, su capacidad para generar ruido, para generar fricciones, etc., pero tenemos fe porque hemos amasado fuerza y porque la razón histórica está de nuestro lado y porque los pueblos han despertado y siguen despertando, tenemos fe en los pueblos de América Latina y en sus gobiernos con las diferencias que tenemos de que vamos a lograr dentro de un año y medio aproximadamente en Caracas un documento que recoja los principios fundamentales de la unidad, que habrá que construirla a mucho pulso pero sin duda, no tengo duda al responderte, creo que de allí vendrán los más grandes obstáculos para hacer realidad nuestro proyecto bolivariano, nuestro proyecto grancolombiano, nuestro proyecto unionista, también de San Martín, de O’Higgins. El otro tema nosotros manifestamos, como lo hemos hecho, nuestro apoyo a la Argentina, no tenemos previsto ahora ningún otro acto de apoyo, estaremos midiendo la marcha de los acontecimientos, esperamos que Inglaterra reflexione, que Inglaterra cumpla las resoluciones de Naciones Unidas y se siente, primero que retiren la plataforma esta de exploración petrolera y luego que se sienten a negociar con el gobierno argentino la devolución de las Islas Malvinas a la República Argentina, muchas gracias.

Moderadora La tercera pregunta, Víctor Miguel, de Milenio.

Presidente Chávez ¿Quién?

Periodista de Milenio, Víctor Hugo Michel Víctor Hugo Michel, señor, de Milenio, de aquí de la ciudad de México. Dos preguntas rapidísimas, señor Presidente, una, usted en este momento México y Estados Unidos tienen una amplia cooperación en materia antidroga a través de lo que es la iniciativa Mérida que incluye entrenamiento militar, incrementar la presencia de la gente de la DEA en México, etc., ¿usted a título personal se tomaría como una pizca de sal cualquier ayuda que ofrezca Estados Unidos aunque sea en temas antinarcóticos digamos, tiene con su precio?, esa es una pregunta que le haría, la siguiente pregunta que le haría sería, usted en 2006 aquí en México se convirtió en tema de política interior cuando la campaña presidencial de en ese momento el candidato Felipe Calderón utilizó su imagen precisamente en spot, no sé si lo recuerda usted, lo de que usted era un peligro para México, bueno que Andrés Manuel López Obrador era un peligro para México y se utilizaba su imagen comparándolo con él, ¿ya quedó eso olvidado? Digamos también los insultos de Vicente Fox ¿ya quedó eso en el pasado?, gracias.

Presidente Chávez Gracias por tus preguntas sobre México, lo cual me permite concluir mi intervención bueno, sobre México, esta tierra y este país que queremos tanto, que respetamos y estimamos tanto nosotros, en primer lugar la cooperación de Estados Unidos con México sea cual sea el tema nosotros por una parte nos alegra por México, eh, porque estamos seguros que México es una nación soberana y el gobierno mexicano sabrá tomar sus decisiones soberanamente en función de los intereses del pueblo de México y no somos nosotros quiénes para venir a hacer apreciaciones sobre la soberanía que tiene el gobierno de México, el pueblo de México y no sólo México, mira, te voy a decir algo, nosotros, Venezuela, le enviamos a Estados Unidos millón y medio de barriles diario de petróleo, Venezuela tiene en territorio de los Estados Unidos inversiones por cerca de 20 mil y más millones de dólares, tenemos allá una empresa que se llama Citgo, tiene siete refinerías y más de 10 mil estaciones de combustibles de costa a costa que le da empleo a miles y miles de trabajadores estadounidenses, en fin, tenemos también nosotros mecanismos de cooperación con Estados Unidos, hace poco una empresa norteamericana, la Exxon Móbil es socia nuestra, recibió una autorización para comenzar, en asociación con Petróleos de Venezuela y otras empresas la exploración y producción de petróleo allá donde está la reserva de petróleo más grande del mundo, en la Faja Petrolífera del río Orinoco, así que nosotros no tenemos ningún tipo de complejo, lo que queremos es, lo que exigimos es respeto, eh, que el gobierno de Estados Unidos no siga inmiscuyéndose en las cosa internas de Venezuela y esperamos que en las cosas internas de ningún país; luego lo que ocurrió aquí en el 2006 yo creo que son cosas de los momentos, de las coyunturas que se viven, yo siempre he lamentado, ayer lo dije, que el tema Venezuela y el tema Chávez pues como algunos lo llaman se ha tomado, y ojalá no siga ocurriendo eso, como tema de política interna en algunos países, cosa que por supuesto no le hace nada de bien a las relaciones entre los países, a mi se me, lo último que yo haría en mi vida sería, en una campaña interna, de las tantas que hay en Venezuela casi todos los años, es utilizar la figura de alguien, un Presidente o un líder extranjero para bien o para mal, para bien o para mal y menos para mal, porque uno puede citar algún líder, yo, que me siento hijo político de Fidel Castro, lo cito muy de cuando en cuando, eh, o uno cita figuras históricas, yo por ejemplo tengo una gran estima y admiración por Lula y también muy de cuando en cuando en mi discurso lo cito, pero es para bien, que yo vaya agarrar a un Presidente y líder de algún pueblo nosotros en Venezuela para sacar pintas y cosas satanizándolo para tratar de obtener votos en una campaña electoral, no, no, eso jamás, jamás, eso debe proscribirse pues de los códigos de conducta y de ética de partidos políticos y de figuras políticas y de líderes políticos, eso no es válido pues, eso es como jugar beisbol, aquí en México ¿cómo están los Tomateros de Culiacán, eh? ¿Qué se hizo el Toro Valenzuela? Fernando Valenzuela, es como que tú, yo pitcheaba, entonces tengas aquí escondido atrás, en el pantalón y vas a pitchear, un potecito de grasa y lo ataques y le eches a la bola ahí, eh, eso no es válido, yo, pero yo no, yo paso las páginas, saben, yo paso la página, en aras de la unidad yo paso la página porque esto no se puede asumir como algo personal, no, pero para nada, yo recuerdo la primera vez que vine a México, era Presidente Zedillo, no sé qué se haría Zedillo pues y tuvimos una buena relación, Ernesto se llama él, no es, Ernesto Zedillo, ayer estaba recordando con un diputado que me dijo que es de Oaxaca, le dije yo conozco Oaxaca, allí nació Benito Juárez, yo estuve ahí con Fox, yo vine a la posesión de Fox y él me invitó, me dijo, Hugo, quiero que tengamos buenas relaciones, vamonos juntos a Oaxaca mañana y viajé en el avión de la Presidencia de México, recuerdo que iba Lech Walessa y otra gente allí y llegamos a Oaxaca y estuvimos en una reunión ahí con los indios y tal y él me dijo que diera unas palabras y yo las di, después fue a Caracas, con Pastrana por cierto, una trilateral, tuvimos buenas relaciones, ahhh, hasta que empezó Estados Unidos a meter ruido porque los yanquis hacen eso, meten ruido, son obstáculos para la unidad, ruidos, inventan cosas, mira te voy a contar esto, la misma pregunta que tú me hacías, Venezuela fue miembro de la Comunidad Andina muchos años y a mi me tocó ser presidente de la Comunidad Andina como en dos o tres ocasiones porque eso es rotatorio y en una ocasión, siendo Caracas la sede de la cumbre no fue nadie, habiéndose hecho en Caracas ese mismo año la cumbre de la OPEP, que era mucho más difícil, yo fui a parar hasta a Bagdad para hablar con Saddam Hussein, fui a parar a Libia a hablar con Kadhaffi, allá a hablar con el Rey Fath en Arabia Saudí, Kuwait, Emiratos Árabes, a Nigeria, a Argelia, Bouteflika, a pedirle a los Presidentes que relanzáramos la OPEP porque el precio del petróleo por debajo de diez. Vine a hablar con Zedillo el caso sobre el petróleo, y después con Fox hablamos mucho sobre petróleo. Recuerdo que Fox incluso por teléfono, una vez me llamó y me dijo, mira Hugo (teníamos tanta confianza) mañana voy a hablar con Bush, llegó Bush, ya no era Clinton, Clinton es un tipo inteligente, con Clinton se podía hablar, con Clinton hasta por teléfono hablábamos, nos sentamos como tres o cuatro veces a bilaterales en Washington, en Nueva York, yo fui a la Casa Blanca, él enviaba emisarios a Venezuela, discutíamos con Clinton sobre la guerrilla colombiana.

Yo siempre le he dicho a los norteamericanos, señores busquemos la paz en Colombia, ero ellos no quieren la paz, les interesa la guerra en Colombia, al imperio ¿por qué? Ahí están siete bases miliares ahora. Si se acabara la guerra en Colombia tendrían que irse todos, y además millones y millones de dólares en armamento ¿ves?

Y he ahí los daños que el imperio sigue haciendo, y que Obama, Obama se borró, Obama se desfiguró, el Obama de Trinidad y Tobago, nos dimos la mano, él tuvo un gesto caballeroso, yo le respondí igual, porque así como tú preguntabas, este muchacho que está ahí, que yo mandé a Uribe no sé para dónde, bueno le estoy respondiendo, Obama se acercó con una sonrisa delante de todos ¿y qué iba a hacer yo? Igual, una sonrisa, how are you? Y le dije, le voy a decir lo mismo que le dije dándole esta misma mano hace 8 años a George Bush: I want to be your friend, y hablamos varios minutos, hay un momento en el cual incluso Evo llegó al otro día y me dijo, bueno, esto es fin de mundo, Chávez y Obama están abrazados ahí; hablamos, echamos hasta chiste.

Obama es un buen tipo ¿saben? ¡Ahhh! Pero es Obama el hombre y sus circunstancias, el imperio. Si Obama se pone contra el imperio, ten la seguridad que lo matan, lo matan como mataron a Kennedy, como mataron a Lincoln, y a cuantos otros mataron. Lo matarían a Obama. Si Obama se pone de verdad contra el imperio lo matan, él decidió vivir.

¿Tú no recuerdas al general Colin Powell? Que quizás hubiese sido presidente de Estados Unidos, Colin Powell, yo lo conocí personalmente, tuvimos una vez un encontronazo pero físico en un pasillo de esos, chocamos durísimo.

Bueno, cuando conocimos a Bush allá en Canadá, en la Cumbre de las Américas, hablamos Bush y yo unos minutos.

¿Sabes quién fue traductor de esa reunión mía con Bush? El presidente Cardoso, me dijo, ven acá Hugo, yo quiero que tú hables con Bush, porque este no es Clinton, vamos a hablar, y hablamos Bush, Cardoso, Chávez, y la esposa de Bush, como diez minutos, en el brindis, en la noche después de la inauguración ¿ves? Al otro día Bush se acercó a saludar y yo, buen, thanks you ¿ves? Y venían Colin Powell más atrás, y en el pasillo chocamos pero muy duro: ¡Pung! Y él es un poco más pesado que yo, y entonces, ¿así vamos a empezar estas relaciones? Bueno, fue premonitorio aquello, el choque ese fue premonitorio. Pero con él hablé unos dos minutos, es un hombre inteligente también Powell. Colin Powell creo yo que hubiese podido ser presidente de Estados Unidos, y un día, tú debes recordarlo, él convocó rueda de prensa, yo lo vi con estos ojos, su esposa al lado, una mujer negra, y sus hijos negros al lado, y le dijo al mundo: “Yo no voy a ser Presidente de Estados Unidos porque yo quiero vivir...” ¿Lo recuerdan? Yo lo recuerdo, pero ese hombre ha podido ser presidente, pero él sabe donde está metido, en el vientre de qué monstruo está metido; en el vientre de qué monstruo ¿ves? Es capaz de todo ese monstruo, de todo.

Mira lo que pasó en Katrina, mira la miseria que hay en Estados Unidos ¿ves? 40 millones de pobres y sigue sumando la cantidad de pobres en Estados Unidos.

Entonces por eso te decía he allí un hueso duro de roer, duro, duro de roer.

Fox un día me llamó y me dijo, Hugo, mañana voy a ver a Bush en el rancho, porque los dos son rancheros [risa], ¿y qué quiere que le diga? Mira, tú no sabes cuánta gente medió o trató de mediar, el ex presidente de Chile, Lagos. El ruso Putin, por teléfono, y cuando ya la cosa era tan delicada que no era por teléfono, pocos días antes del golpe de Estado de 2002 Putin me llama y me dice, Hugo quiero que recibas a un enviado mío (cómo no) y ese enviado va primero a hablar con Bush, cómo no. Y vino, Washington y luego Caracas, y aquel enviado me dijo lo que el Presidente le había instruido, y me dijo lo que le había dicho a Bush, entre otras cosas Putin le mandó a decir a Bush, Chávez es amigo nuestro, tómenlo en cuenta... Es que la inteligencia rusa había detectado el golpe de Estado que fue planificado, dirigido, financiado por Bush y su equipo, su gobierno, solo que se consiguieron con un pueblo, se llevaron la gran sorpresa en Venezuela ¿ves? Pero Venezuela fue rodeada por barcos norteamericanos, helicópteros norteamericanos aterrizaron en Maiquetía, aviones norteamericanos, submarinos estaban frente al Caribe, solo que vieron un pueblo, y dijo, no, vamonos, y se fueron atrás, un pueblo y unos soldados armados listos a defender aquella Patria, y esos somos los venezolanos de hoy dispuestos a defender nuestra Patria, nuestra independencia, nuestra dignidad, y queremos ser amigos de todos.

Entonces con Fox yo tuve esas relaciones buenas, hasta que tanto da el cántaro al agua hasta que se rompió, y ahora anda por ahí diciendo cuanta cosa se le ocurre.

Con Aznar. Yo tuve buenas relaciones con Aznar en los primeros años, ufff, de chistes, cuento y todo, visitas, pero luego empezó la presión, la presión, la presión de Estados Unidos para tratar de aislar a Venezuela, y casi lo logran, el único aliado firme que nosotros tuvimos al final fue Fidel Castro...

Periodista ¿Estados Unidos se metió entre México y Venezuela?

Presidente Chávez Estoy seguro que sí, no tengo pruebas, pero estoy seguro que sí, no sólo entre México y Venezuela, entre el mundo y Venezuela. Pero no te digo compadre, yo venía hablando con mi capitán de caballería que es el jefe de mi seguridad, y veníamos hablando de caballería, porque yo soy de caballería también, y yo le comentaba algunas cosas, le dije, nosotros tuvimos que comprar helicópteros rusos, aquí también tiene ustedes helicópteros rusos, porque los Estados Unidos (y eso todavía sigue ocurriendo, y eso sí es un embargo) no le permiten a las empresas no sólo norteamericanas sino basta que tengan tecnología norteamericana, que nos vendan repuestos de helicópteros, repuestos de aviones, etc. Entonces hemos comprado helicópteros rusos, y estamos montando ahora en Venezuela los talleres de mantenimiento y fábrica de repuestos, y otros equipos militares mínimos para nuestra defensa, y el control y monitoreo de nuestro territorio.

Los yanquis tenían en Venezuela tres radares, se los llevaron todos, nos dejaron sin radares, ahora montamos un sistema con China, que es mucho más moderno y además somos autónomos, ellos no permitían que nosotros viéramos nuestros radares; ese se el imperio yanqui.

Entonces nosotros, al respecto de lo que tú preguntas, pasamos la página en aras de la unidad, como estamos dispuestos a pasar la página en el caso de Colombia, en aras de la unidad, sólo nosotros pedimos algo: respeto, respeto. Viejo dicho, respete para que te respeten, y para que pueda haber buena vecindad ¿verdad? Eso ocurre en cualquier barrio, cualquier comunidad, y también en la llamada comunidad internacional.

Créanme que hemos estado muy felices, me llevo unos discos que me regalaron los muchachos del hotel, de uno de mis cantantes preferidos: Antonio Aguilar, rindo tributo a sus recuerdos, Flor Silvestre que vive, le dejo un beso, porque yo me siento también en mi corazón muy ranchero, muy mexicano.

¡Que viva México! Muchas gracias y buenas tardes a todos.