16/09/2011. Encuentros y Coloquios. Conversaciones Telefónicas. Palacio de Miraflores, Caracas, Distrito Capital, Venezuela.

Contacto telefónico del Comandante Presidente Hugo Chávez con acto de formación de directivos socialistas hacia un nuevo modelo económico

Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez Frías Cómo están ustedes ahí en el acto.

Asistentes [aplausos].

Presidente Chávez Ustedes me están oyendo, quiero saber primero si me pueden oír, Aló. Ah ahora si por aquí los estoy cazando, los estoy mirando desde hace rato desde que estaba hablando Arreaza, después Nora y ahora Menéndez. Yo quiero primero saludarlos, las doce y cuarenta, quiero saludarlos y saludarlas y saludar el inicio de esta actividad. Muchos de ustedes estoy seguro que estuvieron en una reunión hace ya varios años aquí en el salón Ayacucho ¿se acuerdan de eso, quiénes estuvieron en el Ayacucho? Una reunión que yo convoqué, a ver, levanten la mano a ver por favor ¡ninguno!

Bueno allá hay uno solo el sobreviviente, vamos a llamarlo el sobreviviente, bueno yo convoqué en ese entonces fue a toda la gerencia de las empresas, allá está el sobreviviente.

Fíjate entonces han pasado varios años, claro yo se que aquí hay nada más que dos por cada empresa, desde las más grandes de Guayana hasta la empresa más modesta en tamaño, pero igual de importante en el desafío, como bien lo señalaba mi querida Nora, el desafío de hacer la revolución socialista en lo económico. Estaba recordando a Simón Rodríguez.

Simón Rodríguez escribió aquello de que aquí hacía falta bueno que se había hecho la revolución política pero que había que hacer (decía él) dos revoluciones en una: la política y la económica. Es lo que estaba diciendo Nora, en el fondo es la misma revolución, no es que por un lado va lo político y por otro lado va a ir lo económico y por otro lado va a ir lo cultural y por otro lado va a ir lo tecnológico, no, es una sola revolución, tenemos que hacer no dos en una, cuatro, cinco revoluciones en una sola. Ahora el componente económico de la revolución es vital y hay que enfocarlo bueno con mucho estudio, mucha capacitación, mucha conciencia, mucha planificación, mucho seguimiento.

Yo no voy a entrar en materia, a mi me apasiona esta materia, me apasiona el tema económico y la transformación económica, sólo quiero decirles que bueno he sido uno de los promotores más fuertes para que este evento comenzara como está comenzando el día de hoy. Quiero hacer un reconocimiento a todo el equipo de la Vicepresidencia Económica Productiva encabezado por el vicepresidente Ricardo Menéndez y todo su equipo y todos los ministerios del área productiva y todos ustedes.

Asistentes [aplausos].

Presidente Chávez Gerentes y líderes y directivos de las empresas, de nuestras empresas del Estado pues, de un Estado que está en transformación y ese entramado, esa red de empresas desde la más antigua hasta las más nuevas tiene que contribuir poderosamente a la transformación del Estado, del viejo Estado ineficiente, rentístico petrolero, corrupto, burocratizado y burgués, en el nuevo Estado social de derecho y de justicia que no es otro que el Estado socialista pues. Crear la base material del socialismo, he allí consigna central bueno de este esfuerzo económico, las bases materiales conjuntamente con las bases espirituales, ideológicas, morales, los valores del socialismo que estamos creando nosotros.

Mire anoche sostuve un segundo encuentro con un buen amigo, el Presidente del Banco de Desarrollo de China, el camarada Chen Yuan que estuvo aquí dos días y hoy salió para Pekín, estábamos bueno conversando sobre política y sobre ideología y bueno entrándole al tema económico, anteanoche también sostuvimos una reunión con nuestros respectivos equipos, es un banco que nos está apoyando muchísimo no sólo con financiamiento, sino también con asesoramiento en planificación estratégica de largo plazo, aquí tengo un libraco que es el informe final que me trajo Chen Yuan además en español y en chino, tiene más de 600 páginas, el informe de asesoramiento sobre la planificación del desarrollo en la República Bolivariana de Venezuela, bueno y un equipo de 68 asesores y expertos del Banco de Desarrollo de China que estuvieron trabajando junto con nuestros equipos, revisando, diagnosticando y estas son bueno las líneas estratégicas que los asesores nos pone en la mesa pues.

Nosotros, ustedes saben, tenemos tres horizontes de planificación estratégica: uno, que se cierra con el ciclo 2012 y que tenemos que coronarlo con corona de oro, los invito de una vez al 7 de octubre de 2012, 10 millones de votos por ese buche le vamos a meter a los escuálidos...

Asistentes [aplausos]

Presidente Chávez Es un cierre del horizonte de planificación estratégica. Ahí está Damiani también, saludos a Damiani, está el chino Khan, Loyo, saludos a todos. Luego viene el otro horizonte, el próximo plan sexenal 2013-2019, y luego viene la década que a mí se me ocurre llamarla década de oro, del 2020 al 2030, son tres etapas de planificación, tres ritmos, tres ciclos, tres fases de la revolución bolivariana, y bueno, lo económico va por allí, es la savia ¿no? Es la savia de la transformación, por eso es tan importante este curso, estos cursos que comienzan, talleres, mesas de trabajo, como decía el Che Guevara, la Revolución no puede estar reñida con la eficiencia, la producción, los métodos productivos, las relaciones de trabajo, las relaciones técnicas de producción, el impacto y todo el proceso económico, la siembra del petróleo, convertir a Venezuela en una potencia económica, nosotros tenemos una pequeña potencia económica pues, pero tenemos como hacerlo en distintas áreas ¿no? Producir lo que necesitamos, disminiuir las importaciones, y todo eso tiene que ver con lo que ustedes están haciendo.

Yo los felicito Menéndez, y a todos, no les voy a quitar más tiempo, porque seguramente ustedes no han almorzado, yo tampoco, tengo que seguir disciplinadamente el horario que lo tengo aquí al lado de mi mesa de trabajo, me hicieron los exámenes hoy, me faltan todavía alguno exámenes para estar listos y comenzar, lo más probable, lo más probable, así les informo, que el día domingo muy temprano comience mi cuarto ciclo de quimioterapia, y luego, seguramente será el último, Dios mediante, para luego pasar a otra etapa de la plena recuperación, bueno, de la enfermedad que me emboscó, como se sabe, pero les prometo que saldré completamente de ésta, saldré completamente de ésta y estaré con ustedes en este curso haciendo reflexiones, en las fábricas, en las calles, en los campos...

Asistentes [aplausos]

Presidente Chávez Les adelanto lo siguiente, anoche conversando con el presidente del comandante de China él proponía, una de las propuestas que trajo es hacer un convenio con el Banco de China, buscando mejorar la eficiencia de nuestras fábricas precisamente, para que un grupo de venezolanos, o grupos de venezolanos vayan a China, a hacer una pasantía, unos cursos sobre gerencia de las empresas. Él estaba explicándonos como las empresas estatales de China, desde las más grandes a las más pequeñas, bueno, proporcionan una buena parte del Producto Interno Bruto de aquella gran Nación, y cómo las empresas después de muchos errores, etc., fueron elevando su eficiencia y hoy se han convertido, buena parte de ellas, en empresas incluso exportadoras, medio mundo ¿no? En eso tenemos mucho que aprender, eficiencia, los métodos productivos, bajar los costos, etc., la tecnología, el tema de la realidad del mundo circundante ¿no? Porque a veces somos ingenuos nosotros, muchas veces somos, a veces es que no estudiamos bien ese mundo económico circundante y nos estrellamos, por voluntarios, por falta de planificación, por falta de conocimiento, de la aplicación del método científico, el conocimiento científico, del cálculo, del plan, de la corrección a tiempo del plan, de todo eso ocurre, y esos son errores que hay que ir corrigiendo para levantar la eficiencia, para ir encadenando las empresas, para establecer métodos eficientes, etc., etc.,

Yo incluso llamé a Menéndez anoche durante la conversación con el camarada Chen Yuan, estaba Nicolás, estaba Rafael Ramírez, porque se me ocurrió firmar un convenio de cooperación para...

¿Ustedes me están oyendo ahí Menéndez? ¡Aló! ¿Ustedes me oyen?

Asistentes Sí.

Presidente Chávez ¡Aló!

Ministro del Poder Popular para la Ciencia, Tecnología e Industrias Intermedias, Ricardo Menéndez Sí comandante, lo escuchamos plenamente.

Presidente Chávez ¡Ajá, correcto! Porque se nos fue la señal aquí en la pantalla mía, quería verificar porque voy a concluir, primero como motivación...

¡Ah, volvió la señal aquí! Aquí les habla el fantasma de Miraflores pues. Fíjense, me gustaría mucho que aquellos líderes de nuestras empresas, más destacados, y por distintas razones vayamos preparando esos viajes a China a hacer pasantía, pequeños cursos, a ver experiencias pues, a compartir experiencias, a aprender y también a enseñar de nuestro proceso que es muy rico, como decía Nora, construir y deconstruir, en fin.

Menéndez no sé si tienes algún comentario al respecto de esto.

Ministro del Poder Popular para la Ciencia, Tecnología e Industrias Intermedias, Ricardo Menéndez Comandante plenamente. Lo que hemos estado viendo lo que es apenas la inauguración del curso de hoy, es esa función desde la ética, la parte ética y política y la parte también del conocimiento que usted nos instruyó sobre la parte económica y lo que es adicionalmente asumir una eficiencia distinta, y evidentemente lo que estamos viendo es que esto apenas es la primera escalada que debe continuar adicional con lo que es el trabajo práctico en la praxis, como usted nos refiere la relación en este caso con China, continuar todo un programa de formación completa que nos pueda llevar a la transformación de nuestras empresas, y a la construcción del injerto y la nueva economía de nuestro país.

Presidente Chávez Sí, y mucho estudio, eso requiere mucho, mucho estudio, el injerto, el punto y círculo, la medición de los impactos, el encadenamiento en las unidades productivas Simón Rodríguez, se me ocurrió a mí llamarlas una vez, pero no hemos avanzado en esta dirección. Y bueno, y cometemos errores, como por ejemplo designar un gerente de una fábrica que está, ponte tú, por allá en una montaña de Mérida, tierra adentro, montaña adentro, y el gerente vive en Mérida, en la ciudad pues, en la capital, en un apartamento. No, no, eso no, yo he detectado varios casos, yo le ponía el ejemplo a los ministros y vicepresidentes, es como que uno en el Ejército, a mí me correspondió comandar un escuadrón de caballería en Elorza, al sur de Elorza, en el Caño el Viento, por allá en las sabanas de Arcornocal, donde sale el diablo y Florentino lo corre todos los días. Bueno, imagínense a que a uno lo nombren comandante de un escuadrón de caballería en aquellas condiciones... ¿Y dónde vives tú capitán? En Caracas, en un apartamento en Caracas. O en San Fernando, uno tiene que irse a meter allá con el barro hasta la rodilla, hasta el pecho con sus soldados, con sus trabajadores, al frente. Quién puede ejercer el liderazgo al respeto, ustedes tienen que ser líderes, mucho más que gerentes, líderes y gerente, ha pasado de todo. O aquel llanero que lo llamé una noche y me decía: “Presidente si es que me nombraron fue esta mañana...” Y yo le hacía no sé cuantas preguntas en una planta de maíz, me llamaron, yo estaba feliz me dijo, ahora son un infeliz... Porque es un llanero de esos muy ocurrentes, cuando yo empecé a preguntarle y a presionarlo, me dijo: “Yo era feliz, yo lo que daba clases, y de repente me llamaron y me dijeron, mire, vaya y preséntese allá en la planta de maíz, y aquí estoy, y a esto se le mete el agua por todos lados, y los trabajadores de la Misión Che Guevara que llegaron, no quieren cargar al lomo al maíz, porque se dañó la correa y aquí estoy yo parezco un burro ce carga, bueno hasta que me dio fue tristeza por aquel hombre, casi que me voy yo ayudarlo a cargar maíz. No tenía la culpa él, la culpa los líderes superiores, falta de previsión, ve, en fin, errores de todo tipo incluyendo lo que yo comento que hay que irlo revisando, los errores de la alta dirección política, económica del plan, el plan, el plan.

Bueno yo los motivo, quiero motivarlos al estudio, al trabajo, al conocimiento, al trabajo intenso, el trabajo productivo y bueno a levantar esas empresas y a contribuir poderosamente a la creación del socialismo bolivariano.

Bueno los felicito pues, eso quería decirles y los motivo y cuenten conmigo y más pronto que tarde estaré con ustedes en el estudio y en el trabajo. Buenas tardes muchas gracias. Independencia y Patria Socialista.

¡Viviremos y venceremos!